El presidente de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo), Marcelo Pantoja, dio a conocer la determinación sobre la suspensión del bloqueo indefinido anunciado para mañana jueves, en razón a las señales enviadas por el Gobierno nacional para viabilizar la exportación de grano de soya.

“Destacamos la voluntad del Presidente Evo Morales para liberar la exportación de hasta un 60 por ciento de nuestra producción total anual, pero los productores necesitamos una liberación definitiva sin trámites de cupos de exportación y sin certificados de abastecimiento interno, señaló el dirigente de Anapo.

ANUNCIAN TRACTORAZO

Marcelo Pantoja anunció que luego de un análisis de la situación, los productores han resuelto, rechazar de forma enfática los bajos precios que están siendo ofertados por las agroindustrias locales, ya que no guardan relación con los precios internacionales. ¨Los productores solo pedimos un precio justo por nuestra producción de grano de soya, que esté relacionado con el precio de oportunidad de exportación¨.

Asimismo, insistimos en el acceso a la biotecnología para el cultivo de maíz, principalmente, y en solicitar la aprobación de normativas que permitan la reprogramación de deudas de los productores y proveedores de insumos y maquinarias ante las entidades financieras. ¨Los productores necesitamos contar con un Fondo de Reactivación Financiera que permita alivianar la deuda de corto plazo que tenemos en mora actualmente¨.

Ante esta situación, anuncio que están convocando a un ¨Tractorazo¨ para el día martes 04 de junio, partiendo desde las zonas productoras hasta arribar a la ciudad de Santa Cruz. Y en caso de no ser atendidas sus demandas, el martes 11 de junio iniciarían un bloqueo masivo de las carreteras del departamento de Santa Cruz.

PRONUNCIAMIENTO CAO

La caída extraordinaria del precio internacional de soya ha demostrado que la restricción a las exportaciones solo genera mayor vulnerabilidad a las actividades productivas, la producción no crece por falta de mercados y los efectos negativos de las fluctuaciones de precios y del clima afectan de forma drástica al primer eslabón de la cadena que son los productores primarios.

En reiteradas oportunidades nos hemos pronunciado solicitando la liberalización plena de las exportaciones como principio para dar seguridad a las inversiones de largo plazo para una mayor tecnificación e incremento de la productividad, sin embargo, las restricciones lejos de resolver problemas de abastecimiento solo frenan el incremento de la producción ante la incertidumbre de comercialización que genera a los productores.

Consideramos que los resultados son contundentes y, por lo tanto, es momento de levantar las medidas que frenan la producción y tienden a incrementar las importaciones de alimentos con consecuencias negativas en el tema de empleos e ingresos para nuestra población.

En este contexto, La CAO, ADA, ANAPO, FEDEPLE y ADEPOR, apoyamos la liberación plena de la exportación de grano de soya debido a que el mercado interno solo consume hasta un 30% de la producción nacional.  Este porcentaje debe garantizar un abastecimiento pleno y sin contratiempos a los sectores pecuarios.

También, requerimos de forma urgente, que se aprueben nuevos eventos de soya y maíz genéticamente mejorados para incrementar la productividad, bajar los costos de producción y generar mayor competitividad en las cadenas agrícola y pecuaria.