La apicultura es una actividad que aparte de generar buenos ingresos, promueve la producción de la flora en el mundo entero; cuidando el panal adecuadamente obtendremos una miel en cantidad y de calidad.

Criar abejas melíferas es un pasatiempo divertido y gratificante por medio del cual podrás obtener toda la miel que desees. Incluso una sola colmena puede ser suficiente para brindar un ingreso adicional lo cierto es que estos insectos son bastante dóciles y, gracias a los métodos de la apicultura moderna, el proceso de criar abejas es mucho menos invasivo y más cómodo para ellas. En Bolivia, de acuerdo a datos proporcionados por el Ministerio de Desarrollo Rural y Tierras (MDRyT), alrededor de 25 mil apicultores producen cerca de 900 toneladas de miel por año generando un movimiento económico de 32 millones de bolivianos.

Y sin embargo, el potencial de Bolivia da para mucho más. El MDRyT reporta 24.968 apicultores en Bolivia, 64.967 colmenas y 899 toneladas de miel producidas por año. Además de las colmenas productoras, existen 60.124 núcleos o colmenas en crecimiento o capturas recientes, dando un total de 125.091 colmenas, estas cifras fueron arrojadas en el censo apícola nacional realizado el año 2014. La Federación de Apicultores de Cochabamba (Fedac) informa que en ese departamento se produce 380 toneladas de miel al año y buscan impulsar programas para capacitar a más apicultores y que se incrementen las colmenas. En Bolivia, ocho de los nueve departamentos (La Paz, CochabamLa apicultura es una actividad que aparte de generar buenos ingresos, promueve la producción de la flora en el mundo entero; cuidando el panal adecuadamente obtendremos una miel en cantidad y de calidad. Cuidado del panal clave para la producción ba, Santa Cruz, Chuquisaca y Tarija, Beni, Pando y Potosí), en 220 municipios se dedican a la apicultura.

El ingeniero Luis Calahuana, presidente de la Federación de Apicultores de Cochabamba, manifiesta los mayores productores a nivel nacional y como tal lideran las gestiones ante las autoridades para concretar la Ley Apícola, una ley que beneficie a todos los productores del país y asegure la calidad de la producción de miel. Calahuana da a conocer que actualmente se encuentran trabajando en conjunto con la Gobernación de Cochabamba, en un proyecto de reforestación de variedades mieliferas como el molle y el eucalipto para así asegurar la producción mielera para el futuro. Además destaca que los productores están dejando de lado los productos químicos y optando por productos orgánicos para mejorar la calidad de la miel en el país.

“El sector crece cada año por ello queremos crear una confederación nacional de productores de miel para asegurar la producción con calidad, queremos erradicar la venta de miel adulterada en los mercados a través de una Ley Apícola, de igual manera a través de buenas prácticas queremos que la producción de miel se tecnifique y haya transferencia de tecnología para incrementar la producción; creemos que el primer paso a dar será la realización del Primer Congreso Nacional Apícola donde aglutinaremos a todo el sector e intercambiaremos ideas para mejoría de todos”, manifestó Calahuana. Por su parte Osvaldo Soruco, gerente de la Asociación Departamental de Apicult o r e s d e Santa C r u z (Adapicruz) dio a conocer que entre los más 250 socios que forman parte de la asociación, producen entre 100 y 130 toneladas de miel al año y calcula que entre los productores restantes producen entre 300 y 400 toneladas anuales. Soruco asevera que la producción que sale de las asociaciones afiliadas es miel orgánica, es decir miel sin ningún tipo de pesticidas dado que las colmenas se encuentran ubicadas cercanas a bosques y áreas protegidas como el Amboró y bosque chiquitano. Entre las necesidades de los apicultores cruceños destaca la seguridad jurídica, tecnología en el manejo de panales, asesoramiento técnico, capacitaciones para realizar producciones de reinas y sobre todo seguridad económica a través de posibles créditos bancarios que vayan de acuerdo al tiempo de trabajo de los apicultores.

PRODUCCIÓN MUNDIAL, La miel es un producto natural consumido a nivel mundial, Europa es el continente que lidera su consumo a pesar de no estar entre los principales productores. Por su parte China, con el 30,6% de producción, es el mayor productor de miel a nivel mundial seguido por Turquía con el 6,85% el cual su producción equivale a 105.727 toneladas de miel al año mientras que el tercer lugar lo ocupa Estados Unidos con el 5,35% y le siguen Irán con 5,03% y Rusia con 4,96% de la producción mundial. En América Latina, Argentina es el mayor productor con una producción de 20.000 toneladas al año mientras que Brasil y Chile son los mayores exportadores de miel orgánica poniendo al mercado una miel de calidad al precio de $us 2,300 la tonelada.

La miel Contribuye a la digestión, sana heridas, disminuye la fiebre, evita el insomnio, refuerza la inteligencia, fortalece el sistema inmune y hace que las vacas produzcan más leche. Estas son algunas de las virtudes que se le atribuyen a la miel. El cuidado de una colmena conlleva mucho tiempo y dedicación, además de tener varias tareas de vital importancia para mantener productiva la colmena y abejas muy bien cuidadas. Es importante destacar que el 30% de la población mundial de abejas muere cada año por ende organizaciones internacionales como la FAO promueven la producción de miel bajo buenos manejos a través de programas de apiculturas en varios países del mundo.

Cuidado de la Reina
La reina es la abeja más importante de la colonia, dependerá de ella la productividad o la deficiencia del panal. Es de vital valor que el productor sepa identificar y clasificar el desarrollo y vida de la reina para tratarla o en todo caso cambiarla.

La mejor manera de cambiar de manera ágil y ayudar a la eficiencia de la nueva reina es manteniéndola en núcleos que se fusionará con la colonia cuya reina se debilitó ya sea por la edad o por enfermedad. Los apicultores aconsejan que siempre se debe tener núcleos con reinas nuevas y eficientes para lograr rápidamente fortalecer una colonia con baja producción. Una buena reina se caracteriza por tener una puesta de cría de obrera abundante y compacta. La reina comienza la postura por el centro del panal y avanza ordenadamente y en forma concéntrica a desovar hacia afuera del panal empujando la miel hacia arriba quedando un borde fino de miel contra el cabezal.

La reina de dudosa eficiencia se puede identificar y en todos los casos hay que reemplazarla o fusionarla con un nú- cleo con reina nueva y eficiente, esto sucede por lo general cuando hay mucha cría pero no es compacta la postura. Hay reinas que son muy prolíficas pero desordenadas,  puede ser que sean consanguíneas mostrando un panal con el tí- pico aspecto de la cría salteada. La cría salteada, de postura despareja, de edades distintas en celdas vecinas, pueden ser los primeros síntomas de envejecimiento de la reina.

Lectura de panales
Para evaluar la calidad de la floración circundante al cajón o lugar donde está ubicado el panal, se debe observar las crías de zángano. Si hay cría de zánganos de todas las edades y adultos significa que está ingresando abundante polen de excelente calidad Si solo hay cría nueva y todavía no hay adultos es que la zafra está iniciándose; pero si solo hay cría cerrada y no hay postura nueva significa que la entrada de polen se cortó.

Los Panales de cría de obreras normales están en los buenos panales donde hay crías de todas las edades, incluso huevos pero no hay celdas reales. Esto significa que la colmena tiene reina, pero para saber cómo es esa reina debemos juzgar por la cantidad y aspecto de la cría. Los panales anormales por así decirlo, en realidad son panales que reflejan ciertas perturbaciones más o menos corrientes en la evolución de la colonia. Panales anormales son: Los que no tienen cría de todas las edades, Presentan celdas reales en sus panales, Tienen cría de todas las edades pero de zángano.

Si dentro del panal hay cría operculada solamente y no hay celdas reales significa que:  la reina nació pero todavía no pone huevos, debería observarse las cicatrices de la celda real. Se podrá constatar la inexistencia de una reina al verificar calculando la edad de la cría más joven que hay en el panal. Si en todo caso el panal no muestra abejas jóvenes, crías de ninguna edad   hay que fusionarlos con un núcleo con reina nueva y eficiente.

La humedad en la colmena
El exceso de humedad dentro de una colmena, particularmente en invierno, provoca un problema grave en la vida de la colonia al favorecer la aparición de enfermedades que provocan la mortandad de abejas, la fermentación de la miel y pérdidas de polen por ataque de hongos. La humedad se genera en el interior de cada colmena por el consumo de miel que hacen las abejas. Por cada kilo de miel consumida se genera un litro de agua.

Esta humedad, en época de actividad de las abejas, sale de la colmena mediante el mecanismo de ventilación que desarrollan, pero en invierno las abejas arracimadas no utilizan el batido de alas en la piquera para ventilar, de manera que la colmena en sí debe estar dispuesta para que se favorezca la ventilación sin la intervención de las abejas.

Datos curiosos de las abejas
Entre los datos más asombrosos que tienen estos increíbles insectos están: los roles que realizan; que no siempre mueren al clavar su aguijón; sus métodos de comunicación son inteligentes; son grandes productoras; tienen sangre fría y que una abeja reina puede vivir hasta cinco años. Un documental ofrecido por la cadena Animal Planet, se dio a conocer que las abejas viven en sociedades organizadas jerárquicamente, pues cada una cumple una función vital para la colonia, y las tareas se asignan por edades, ya que con pocos días de vida una abeja se dedica a limpiar las celdas de la colmena, luego se requiere que alimenten a las larvas.

Cuando tiene alrededor de 15 días de vida una abeja produce cera, transporta alimento y a los 20 días pueden convertirse en guardianas de la colmena, para que a los 40 días, aproximadamente, empiecen a recogen el néctar, polen y agua, así como también polinizan plantas. Otro dato curioso es que no siempre mueren al clavar su aguijón como se dice popularmente, ya que pueden picar otros insectos o plantas sin necesariamente perderlo y también la vida; además una abeja puede comunicarle al resto de la colonia la ubicación de una fuente de alimento mediante una danza en el aire Asimismo, una sola colonia de abeja puede elaborar alrededor de 27 kilos de miel, mucho más de lo que necesitan para alimentarse durante el invierno; y aunque tienen sangre fría pueden generar calor al hacer vibrar su cuerpo.

La miel es el único alimento natural que no caduca. En el mundo gastronómico enriquece los aromas de los alimentos, mejora el sabor de pasteles, panes y helados, además de otorgar un toque especial a los asados de carne, pollo, pescados y vegetales.